Pureza y equilibrio

Tiempo de lectura: Mas de 3 minutos

Emplazada en un terreno con vistas inmejorables al canal central de Nordelta, esta casa de dimensiones ‘extra large’ conquista con el equilibrio de sus formas: líneas puras y sintéticas que imprimen grandeza sin recurrir al exceso.

Txt: Victoria Zimmermann
Ph: Eugenio Valentini

 

“Menos es más”. Esa fue la premisa que reinó omnipresente durante todo el proceso creativo, encabezado por el estudio Santiago Cordeyro Arquitectos. La idea fue, desde el inicio, que nada sobrara ni faltara en este hogar de 620 metros cuadrados. El resultado salta a la vista ya desde el exterior. Es una casa de líneas puras, despejada, que logra un equilibrio conceptual apoyándose en tres elementos clave: hormigón, vidrio y madera.

Confortable y moderno

En el interior del hogar, el hilo conductor que rigió la obra se mantiene: los espacios son amplios y minimalistas, nada está de más y todo lo que existe, lo hace por una razón. En todos los ambientes se privilegian las visuales hacia el exterior, lo cual genera un guiño permanente entre el verde de la naturaleza y la neutralidad presente en la decoración y la ambientación del hogar: paredes blancas, pisos simil piedra y carpinterías de aluminio anodizado. El patio interno central no es la excepción, pues no sólo da luz y ventilación al corazón de la recepción, sino que gracias a su verde, incorpora aún más la naturaleza circundante.

El comedor, la cocina y el living están integrados en un espacio amplio; y para generar independencia entre la recepción y la cocina, se colocaron paneles corredizos. La armonía de estos ambientes se logra también, por la apuesta cromática del gris que aparece en el sofá principal, alfombras y sillas del comedor. Un gris que bien combina con la madera presente en la biblioteca del living y la mesa baja del comedor.

Pureza-y-equilibrio1

La cocina, por su parte, apuesta al blanco y se apoya también los colores del living-comedor. Los laterales vidriados de estos ambientes generan una atmósfera de riqueza espacial, en donde nuevamente el verde se vuelve protagonista de la estética de esta caja con enormes dimensiones, gracias a las panorámicas al jardín.

Pureza-y-equilibrio2

En la planta alta, los tres dormitorios tienen baño en suite con vestidor. En cada uno de ellos se priorizó el ‘confort’ que brindan las grandes habitaciones, pero no por ello los ambientes pierden calidez. Todas las habitaciones se prolongan con terrazas y regalan una exquisita vista a la laguna.

Encanto verde

En la parte trasera, la galería abre paso al paisaje y a la pileta que, enmarcada en un gran deck, se asemeja a las presentes en los grandes hoteles. Aquí ocurre el mismo fenómeno que se da en el interior: se genera una integración perfecta entre los jardines y la arquitectura de la casa, cuyos ventanales continuos de piso a techo conviven con el encanto de la laguna de Nordelta. Por su parte, el estar se une con la galería a través a los paños corredizos, logrando una vez más, que la división “exterior-interior” se vuelva difusa.

Pureza-y-equilibrio3

Enormes rectángulos de hormigón y madera encastran armónicamente, generando así una propuesta arquitectónica moderna, funcional y equilibrada. Sin ornamentos forzados, de materialidades simples y líneas sintéticas, esta casa invita a vivirla y disfrutarla desde el ‘confort’ de sus amplios ambientes y su conexión íntima con el ecosistema que lo rodea.

 

+info_

Santiago Cordeyro Arquitectos.
[email protected]
Dardo Rocha 674, Acassuso, Buenos Aires
Tel: 5411-4793-4472/8
www.santiagocordeyro.com.ar
Interiorismo: Monica Schuvaks, estudio SCH

 

 

 

Comments

comments