Spas, aliados de belleza en plena ciudad.

Tiempo de lectura: Mas de 5 minutos

Cuáles son los mejores spas de Buenos Aires y sus exclusivos tratamientos de belleza para cuidar el cuerpo y relajar la mente en medio del caos citadino.

Txt: Cecilia Wall Ph: Gentileza spas

La visita a un spa puede ser un momento de relax y descanso y, al mismo tiempo, una oportunidad para aprovechar los distintos tratamientos que ofrecen sus especialistas en estética y salir renovados. Esta época del año es ideal para nutrir nuestra piel y prepararla para la llegada del frío.

Como un oasis en medio de la rutina, los spas ubicados en los hoteles más lujosos de la Ciudad de Buenos Aires ofrecen programas para el cuidado del cuerpo, además de opciones para relajarnos en estos espacios tan serenos. A las propuestas para pasar un día bajo horas de masajes, sesiones de yoga y baños en el sauna y jacuzzi, se suman los tratamientos para el rostro y el cuerpo que prometen mejorar nuestra piel. Se trata de rutinas de belleza que se enfocan en hidratar y darle firmeza y luminosidad a nuestra piel. En un recorrido por los spas porteños, presentamos nuestros ‘beauty treatments’ preferidos.

Un rostro renovado

Si buscamos tratamientos para el cuidado del rostro y el cuello, en la mayoría de los spas encontramos opciones para hidratar y brindarle firmeza a la piel. Pero también hallamos programas para darle elasticidad, efecto ‘antiage’, reducir las arrugas y remodelar el contorno facial.

En el spa del hotel Four Seasons, ubicado sobre la calle Posadas, el ‘must’ es el tratamiento facial Lift In, con efecto antiage y reafirmante, que otorga al rostro volumen, firmeza y un efecto tensor. “Se realiza un masaje con crema tensora en el cuello y el rostro, y luego se deja una máscara hidratante por 25 minutos. Se aconseja para zonas con arrugas, ya que rellena y revitaliza la piel”, explica Constanza Aguila, esteticista del spa.

Para esta época del año, la especialista también sugiere una máscara facial con gel de efecto frío y muy nutritiva, ideal para personas con la piel muy seca o con rosácea. Para aquellas que suelen sentir el rostro cansado, ofrecen un tratamiento de realce, con parches anti-fatiga. Los parches se aplican en los ojos para descongestionar la zona; además se coloca una crema de corrección de arrugas y se realiza un masaje de labios, que ayuda a relajar la zona de la boca.

Por otra parte, inspirado en las costumbres mapuches, en Ahín Wellness & Spa del Palacio Duhau Park Hyatt realizan masajes aroma-terapéuticos con esencias 100% orgánicas. Los masajes pueden estar acompañados por tratamientos faciales, como el exitoso Pearl Skin, que, con vapor, logra una piel más firme y tersa, además de suavizar las líneas finas y de expresión en forma inmediata. Es ideal para re-texturizar la piel, hidratando e iluminando profundamente. “Este tratamiento se recomienda para pieles deterioradas por el paso del tiempo”, explica Luján Zajec, gerenta del spa.

Otro de los procedimientos que realizan allí está dedicado a las pieles deshidratadas y delicadas. Se llama Rehydration Skin y utiliza ácido hialurónico, que reequilibra el componente hídrico de la piel y la protege.

Por su parte, en el Faena Spa, corazón del Hotel Faena en Puerto Madero, cuentan con distintos programas destinados a apaciguar la mente y rejuvenecer el cuerpo. Trabajan con la línea Biologique Recherche, que contiene extractos vegetales, biomarinos y biológicos altamente concentrados y sin perfumes, conservando así las estructuras originales de los ingredientes activos que consiguen restaurar las propiedades naturales de regeneración de la piel.

Para el rostro, ofrecen Le Biologique Feerie, que consiste en una máscara de colágeno que deja la piel hidratada y tersa, ideal para quienes quieren ver su piel tonificada y revitalizada. En cuanto a aparatología, Maximiliano Diederie, supervisor del spa, contó que desde 2014 ofrecen Remodeling Face, un tratamiento que combina tecnología de avanzada, innovadoras fórmulas y atención personalizada para lograr resultados duraderos. Logra un efecto lifting y remodela el contorno facial, disminuyendo ojeras y tonificando los párpados.

También en Puerto Madero puede visitarse el spa del Hotel Madero. Allí trabajan con la línea francesa de cosmética Yon Ka, pioneros en aromaterapia y fitoterapia (referida a las plantas y brotes vegetales). Uno de los mejores tratamientos faciales que realizan es un hidratante, con exfoliación y limpieza profunda, que repone la humedad perdida.

Otra de las opciones es visitar el Spa Nivel 23, que cuenta con una de las mejores vistas panorámicas de la ciudad. Ubicado a metros del Obelisco, en el último piso del Hotel Panamericano, ofrece, entre sus tratamientos, hidratar la piel del rostro con una máscara de caviar rojo y oliva. “La recomendamos para mujeres a partir de los 45 años de edad, ya que es un tratamiento súper hidratante, que rejuvenece la piel y le da luminosidad”, explicó Yessica Ziggiotto, cosmetóloga y masajista del spa. Para quienes prefieren que su piel luzca más elástica, pueden elegir la Cristal Mask, que contiene colágeno.

La última parada para tratar el rostro es el spa del Hotel Sheraton, en Retiro, donde ofrecen un tratamiento dedicado a las pieles sensibles o con rosácea. Consiste en la aplicación de una máscara descongestiva, donde predomina el agregado de tilo y melisa -todos productos de Germaine de Capuccine-, logrando un efecto desinflamatorio y descongestivo.

Un mimo para el cuerpo

El cuerpo también necesita cuidado y nada mejor que aprovechar la visita a un spa para renovarlo. Restaurar sus tejidos, hidratarlo, tonificarlo y suavizar la piel son algunas de las opciones que destacamos.

En el spa del Four Season, la esteticista Constanza Aguila recomienda el tratamiento corporal South American Detox: “Dura casi dos horas y es un momento para relajarse y limpiar la piel, además de ayudar a reducir las adiposidades localizadas y la celulitis. Es ideal para realizarlo durante el cambio de estación, como en el inicio del invierno”. Incluye una exfoliación a base de algas marinas, una máscara de algas, seguido de un ‘scrub’ para eliminar las células muertas de la piel. Para finalizar, se realiza un masaje con leche hidrante de karité o con una emulsión de aloe vera, que hidrata el cuerpo y brinda sensación de frescura.

En Ahín Wellness & Spa, por su parte, recomiendan el tratamiento Ragiantu para restaurar los tejidos de la piel, donde una exfoliación prepara el cuerpo para recibir activos nutrientes, como el fango de la Patagonia, los frutos del Pehuén y esencia de rosa mosqueta. Se finaliza la experiencia con una ducha Vicky, que brinda un efecto desintoxicante.

Para aquellos que llegan de viaje, en el Faena ofrecen el tratamiento Jet Lag, que alivia los síntomas del cambio de horario. Un gel a base de algas reactiva la circulación del organismo y el cuerpo luce relajado y fresco. Además, una crema defatigante con efecto térmico deja las piernas descansadas.

Para los que buscan un tratamiento que tonifique y suavice la piel de todo el cuerpo, Le Lift Corp es ideal, ya que elimina células muertas y deja la dermis hidratada.

En Nivel 23 del Hotel Panamericano, además de realizar pulidos y humectaciones corporales, realizan un tratamiento que reactiva el sistema circulatorio. Con sesiones de presoterapia, ayudan a mejorar la oxigenación del cuerpo, tonificar los músculos y reducir la celulitis.

 

Combinados con sesiones de masajes, los tratamientos de belleza en los spas de Buenos Aires se vuelven una alternativa perfecta para cortar la rutina y mimar nuestro cuerpo y nuestra mente.

+info_

fourseasons.com/buenosaires
buenosaires.park.hyatt.com
faena.com/buenos-aires
hotelmadero.com
panamericano.us
sheratonbuenosaires.com

 

Comments

comments